martes, 2 de junio de 2009

La Antidieta y el café y el té

¿En dónde entran el café y el té en la antidieta?

A diferencia de otras dietas como las dietas de proteínas para bajar de peso, el café y el té no estan permitidas en la antidieta. ¿Cuál es la razón?

De acuerdo a Harvey y Marilyn Diamond, menos del 9% de la población en Estados Unidos no bebe té ni café. La mitad de la población consume de dos a tres tazas diariamente de café o té. Ellos dicen que el beber té o café demustra una clara adicción a la cafeína que ellos consideran una droga muy adictiva. Mencionan que la cafeína es tan adictiva que cuando la gente la deja de consumir tine signos de abstención como sucede al dejar cualquier otra droga. Para ellos la cafeína es un estimulante del sistema nervioso central, similar a la cocaína, y a sido señalada (de acurdo a ellos) como una de las causantes de problemas del corazón, circulación, aumento de la presión, úlceras, gastritis, cáncer del páncreas e irritación intestinal entre otras.

De acuerdo a sus investigaciones, tampoco el café descafeinado es aceptable ya que según ellos, el proceso para quitarle la cafeína al café es cáustico. Aún los cafés que utilizan métodos no químicos para descafeinar tienen problemas, ya que el café por si solo forma ácido.

El café tomado junto con los alimentos causa que la comida se quede en el estómago y que los intestinos funcionen más despacio. Esto puede llevar a la indigestión y a la constipación. El café o el té tarda 24 horas en ser procesado por los riñones, de acuerdo al libro de la antidieta.

No se trata de dejar el café o el té en la antidieta de un golpe, pero según la antidieta se debe de estar consciente de sus efectos y tratar de moderar su consumo, siendo la meta eventualmente ya no consumirlo.




Copyright © Derechos reservados
Consultar a su médico antes de empezar cualquier dieta.
Este blog no se hace responsable del uso o mal uso de la información proporcionada en él.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada